Qué debes llevar en tu bolso cambiador

Te contamos cuáles son las cosas imprescindibles que debes incluir en tu bolso cambiador siempre que salgas de casa con tu bebé.

  • 5 min

Salir de paseo con tu bebé puede ser toda una aventura, sobre todo los primeros meses. Atrás quedaron esos bolsos pequeñitos en los que sólo tenías que meter las llaves, el monedero y el teléfono, porque ahora necesitarás hacerte con una mochila o bolso cambiador en el que llevar tus cosas pero también las que puede necesitar tu bebé para sus cambios de pañal.

Lo importante es tenerlo bien planificado y saber con antelación qué cosas serán imprescindibles. Desde LILLYDOO queremos ayudarte en esta tarea y en el siguiente artículo vamos a contarte qué debes llevar en tu bolso cambiador para que nada pueda pillarte desprevenida. ¿Nos acompañas? ¡Allá vamos!

1. ROPA DE CAMBIO

Si estás embarazada hay algo que debes saber: los bebés pueden llegar a mancharse mucho. Por suerte la tecnología nos lo ha puesto muy fácil porque no hay nada que una lavadora no pueda solucionar. Por esto, una de las cosas imprescindibles que deberás llevar contigo durante un tiempo es ropa de cambio para tu pequeño aventurero. Al principio es recomendable que añadas a tu bolso cambiador: un body (o dos, dependiendo del tiempo que vayáis a pasar fuera de casa), una camiseta y un pantalón. Después, alrededor del año o año y medio, es probable que ya no use un body pero te recomendamos que igualmente mantengas algo de ropa de cambio por si se produce algún escape. Sobre todo, en el momento en el que empiezan a dar sus primeros pasos es muy fácil que el pañal se mueva, pero también que pueda mancharse en el parque o con comida.

2. CAMBIADOR PORTÁTIL

Un imprescindible de tu bolso cambiador es el cambiador portátil. En cualquier tienda de puericultura vas a encontrar un montón de modelos diferentes. Te recomendamos que ocupe lo menos posible y que esté plastificado para poder limpiarlo fácilmente. Te va a resultar muy útil porque aunque es probable que puedas utilizar un cambiador en algún sitio público, este utensilio te va a servir para proteger a tu bebé de la superficie. Algunos están acolchados, lo que aportará un mayor confort a tu pequeño aventurero mientras haces el cambio de pañal. Y si lo prefieres, puedes optar por cambiadores desechables. En LILLYDOO tenemos cambiadores desechables súper suaves que son perfectos para los cambios de pañal fuera de casa.

¡Di adiós a las irritaciones!

Pide ahora nuestro paquete de prueba gratuito y prueba 10 pañales hipoalergénicos y 15 toallitas biodegradables.

3. PAÑALES

En el bolso cambiador debes llevar entre tres y cinco pañales, dependiendo del tiempo que vas a pasar fuera de casa y del tiempo que tenga tu bebé. Esto es importante porque como verás, las primeras semanas es probable que tu bebé haga una deposición casi con cada toma. A medida que vaya creciendo notarás como el cambio de pañal se va espaciando en el tiempo. Los pañales LILLYDOO son especialmente respetuosos con la piel sensible del bebé y minimizan el riesgo de irritación. Te animamos a elegir el que mejor se adapte a tu pequeño aventurero.

4. TOALLITAS

A veces puede ser difícil eliminar por completo el contenido del pañal en todos los pliegues de la piel, por eso es aconsejable llevar un paquete de toallitas en el bolso cambiador. Las toallitas elaboradas con un 99% de agua son ideales para la delicada piel de los recién nacidos. Las toallitas para pieles sensibles LILLYDOO son ultra suaves porque están hechas de un material ultraflexible con loción de aloe vera y aceite de oliva orgánico. Y, por supuesto, sin fragancia para ser lo más respetuosas posibles.

5. CREMA PARA EL CAMBIO DE PAÑAL

Puede ocurrir que incluso cambiando de pañal con regularidad a tu bebé, y llevando a cabo todas las medidas preventivas, aparezca la dermatitis el pañal. La piel irritada puede ser dolorosa y las nalgas tardan más en sanar en el ambiente húmedo y cálido del pañal que al aire libre. Es importante que siempre que puedas el bebé pase un tiempo al día con el culete al aire y que mantengas hidratada su piel. El aceite de almendras es perfecto para nutrir y proteger la piel de tu pequeño aventurero. Las cremas para cambio de pañal pueden ser muy adecuadas cuando hay irritación, por lo que nunca está de más llevar una crema en el bolso de cambio. Se recomienda, eso sí, que prestes atención a sus ingredientes y que elijas exclusivamente cremas sin parabenos ni fragancias.

Nuestros pañales delicados con la piel

Nuestros pañales son ideales para pieles sensibles y absorben el líquido rápidamente. ¿Y los diseños? ¡Super originales!

6. PAÑUELOS DESECHABLES

Esta es una máxima que deberíamos aplicar siempre, llevemos un bolso cambiador o un bolso pequeñito: llevar un paquete de pañuelos desechables. Nunca sabes cuándo pueden hacerte falta, pero, como la ropa de cambio, cuando no los lleves encima será cuando los necesites: adelántate.

7. UNA MUSELINA

Hay una cosa que probablemente te resultará muy útil en algún momento: la muselina. Ese trocito de tela suave se ha convertido en un must de las madres del siglo XXI. Puede servirte si se mancha el cambiador portátil. O si tu pequeño tiene frío. O si simplemente se queda dormido en el cochecito y quieres echarle algo por encima que no de demasiado calor. Están fabricadas de algodón y las hay muy bonitas. ¡te costará elegir sólo una!

8. UN PELUCHE O JUGUETE PEQUEÑO

A medida que el bebé crece hacer un cambio de pañal puede convertirse en un auténtico reto: se mueven, no quieren parar de jugar para cambiarles el pañal, puede resultarles incómodo permanecer boca arriba... Cuando el bebé comienza a andar, algunas madres prefieren cambiar el pañal de pie. Esto exige algo más de práctica pero puede ser una opción muy respetuosa y práctica. Puede ser muy interesante llevar siempre un pequeño peluche o juguete en el bolso cambiador para entretener a tu pequeño aventurero cuando le vas a cambiar de pañal. ¡Hay que buscar siempre ideas que nos hagan mucho más fácil cada pequeña gran tarea!

9. GEL DESINFECTANTE

La higiene es siempre muy importante, pero con un bebé pequeño esa higiene adquiere un nuevo significado. Es probable que cuando vayas a cambiar a tu bebé puedas acceder a un baño con agua y jabón para lavarte las manos. Pero esto no siempre será así, por eso te recomendamos que lleves siempre un bote de gel hidroalcohólico, que no necesita aclarado, para que mantengas las manos siempre limpias después y antes de cada cambio de pañal.

Te podrían gustar también estos artículos

Alimentación complementaria: ¿cuándo y cómo empezar? Artboard Copy 3 Created with Sketch.

Alimentación complementaria: ¿cuándo y cómo empezar?

Llega un momento en el que tu pequeño aventurero comienza a necesitar otros alimentos además de la leche materna o la ...

  • 7 min
La vida del bebé
Primeros dientes del bebé: todo lo que debes saber Artboard Copy 3 Created with Sketch.

Primeros dientes del bebé: todo lo que debes saber

La aparición de los primeros dientes de un bebé es todo un acontecimiento, un instante que suele emocionar a los padres ...

  • 5 min
La vida del bebé
8 Claves para ayudar a dormir a tu bebé Artboard Copy 3 Created with Sketch.

8 Claves para ayudar a dormir a tu bebé

El tema del sueño del bebé es una de las preocupaciones más habituales de los padres. Tanto es así, que suele ser un ...

  • 6 min
La vida del bebé